Me he comprado un coche eléctrico, ¿cómo lo cargo?
Trucos para cargar el coche eléctrico

Me he comprado un coche eléctrico, ¿cómo lo cargo?

La carga de un coche eléctrico no debe ser un problema. Tenemos varias opciones para este cometido y te las contamos a continuación.

Cargar un coche eléctrico en casa

Es lo más cómodo y habitual ya sea en garaje privado o en comunitario. Si vives en una casa y dispones de garaje propio solo necesitas tener cerca un enchufe normal, como el que usas para cargar el móvil. No hace falta aumentar la potencia contratada ya que sería como tener conectados dos frigoríficos. Eso sí, no uses alargadores ni regletas, están desaconsejados por los fabricantes de los coches.

Cargar el coche eléctrico de esta forma tardará unas 5 horas y el coste vendrá dado en función de la tarifa contratada y de la capacidad de la batería.

Otra opción es instalar un punto de carga solo para tu coche eléctrico que puedes pedir a tu operador de electricidad. Normalmente son estaciones semi-rápidas de 32 amperios, que resultan muy prácticas y que se comercializan en forma de renting. El precio variará en función de los metros de distancia entre el punto dónde estará la instalación y el contador de la luz, alrededor de los 1.000€.

Hay acuerdos entre las marcas de automóviles y las operadoras de electricidad que te pueden ayudar a decantarte por esta opción ya que ofrecen kW gratuitos cada mes. El tiempo estimado de carga con esta opción es de 2 horas.

Si vives en una comunidad de vecinos y tienes plaza en el parking comunitario puedes optar también por cualquiera de estas dos opciones, tan solo debes comunicarlo por escrito al administrador y/o presidente/ta de la comunidad.

Recuerda que si dispones de una tarifa con discriminación horaria te saldrá más económico cargar el coche por la noche. Actualmente la tarifa nocturna ‘supervalle’, que va desde la 01:00h a las 07:00h cuesta 0,0836€ el kW/h. Teniendo en cuenta que puedes hacer 329 Km de media con una carga, resulta muy interesante invertir 1€ para realizar 100 Km.

En nuestra web puedes encontrar todo el material de taller que organizamos “Cargar tu vehículo eléctrico en casa, limpio y fácil

Cargar un coche eléctrico en la calle

Nuestras ciudades se están poniendo al día para dar servicio a los usuarios de coches eléctricos. Según el proveedor de servicios de movilidad eléctrica con sede en Barcelona, Electromaps, en España hay 4.284 puntos de recarga, 684 están en la ciudad de Barcelona, que lidera la lista seguida de Madrid con 521, cifras actualizadas a día 8 de abril de 2019.

Las cargas, por ahora la mayoría, son gratuitas. El estacionamiento para realizar la recarga también, siempre que sea en plena calle y no en un parking público.

El tiempo para recargar está limitado y no puedes dejar el coche aparcado todo el día aprovechando que tienes que hacer compras por la zona. Hay que ser cívico y solidario y dejarlo libre cuando tienes tu carga realizada para que otro usuario pueda beneficiarse del servicio.

Cada ayuntamiento pone a disposición de los usuarios la localización de las estaciones de carga así como también la tarjeta o la App para poder realizarla.

Cargar un coche eléctrico en el centro comercial

Los centros comerciales y supermercados son un gran aliado para los conductores de vehículos eléctricos e híbridos enchufables, ya que la gran mayoría tienen plazas reservadas con puntos de carga gratuita. Acostumbra a ser lenta o semi-rápida y dispones de dos horas de conexión. Tiempo suficiente para realizar la compra, comer o pasear mientras se carga parte de la batería del coche.

Recuerda llevar siempre tu cable de conexión para poder conectarte a la toma eléctrica, y es importante que lleves la tarjeta de usuario de coche eléctrico, si no tendrás que buscar a un empleado para que te dé acceso a la red.

Cargar un coche eléctrico viajando por Europa

Europa está preparada para la movilidad eléctrica: según un informe reciente de la ACEA, Asociación de Constructores Europeos de Automóviles, existen 117.000 puntos de carga repartidos por el continente. En primer lugar se encuentra Holanda con el 29% del total, seguido de Alemania con el 21% y Francia con el 14%. España quedaría en la quinta posición con un 4% por detrás del Reino Unido con el 12%. Con menos del 4% encontramos a Suecia, Austria, Italia, Bélgica y Portugal.

Planifica tu viaje con tiempo y busca las estaciones de carga repartidas por tu itinerario. La gran mayoría serán semi-rápidas o ultra-rápidas y dispondrán de su propio cableado y conector adaptable a tu entrada eléctrica y también la gran mayoría serán de pago pero piensa que siempre será más barato que repostar gasolina.

Puedes encontrar los puntos de carga en Google Maps introduciendo las palabras “Carga EV” o “Estaciones de carga EV”.

Tipos de cables para cargar un coche eléctrico

Existen tres tipos de recargas: lenta, semi-rápida y ultra-rápida. Cada una de ellas precisa un cableado o manguera y conectores diferentes. Casi todos los coches eléctricos e híbridos enchufables vienen de serie con un cable que nos servirá para realizar la carga lenta en casa o en un centro comercial, es el llamado conector Schucko. En un extremo del cable encontraremos el Schucko y en el otro el conector que use nuestro coche, que a su vez también puede ser diferente. En cualquier caso, si queremos cargar el coche y solo tenemos este cable hay que buscar un enchufe convencional.

Si queremos cargar con menos tiempo precisamos de otro tipo de cable, el llamado conector Mennekes o Tipo 2. Lo necesitaremos si queremos instalar una toma de carga en nuestra plaza de parking o en los supermercados y centros comerciales que no dispongan de conector Schucko. Es conveniente hacerte con uno de ellos si tu coche no lo trae de serie. Asegúrate que en un extremo del cable tengamos el conector Tipo 2 (Mennekes) y en el otro el que tenga de entrada de carga el vehículo, que puede ser igual o del Tipo 1 (Yazaki) o Tipo 3 (Scame).

Para la carga ultra-rápida necesitamos un conector CSS COMBO o un CHADEMO, dependiendo de la entrada de carga rápida que tenga nuestro coche eléctrico.

Con estos cargadores nuestra batería quedará llena hasta el 80% en 15 ó 20 minutos y los encontrarás en las estaciones de carga situados en la calle, carreteras, autopistas o electrolineras.

¿Es posible cargar nuestro coche eléctrico sin cables?

La respuesta es sí, parece ciencia ficción pero no lo es. Existen prototipos de estaciones de inducción electromagnética que permiten cargar las baterías de los coches eléctricos sin necesidad de cables y podrían estar operativas para todos los usuarios a finales de 2019. Es la llamada carga wireless que estará disponible en la mayoría de los vehículos eléctricos que se fabricarán a partir de 2020.

Cerrar menú